ELOÍSA BALLIVIAN

¿La vemos o no la vemos?

Para algunos lectores sí, para otros no.

Seules,

Me permito escribir una opinión desautorizada. La solución a los problemas argentinos es sencilla y difícil. Un modelo nos trajo hasta aquí: pobreza, miseria, pésima educación, salud estallando y un largo etcétera. ¿Queremos cambiar? Ok, tomemos otro camino. Otro, muy distinto. Miremos el mundo. Argentina no es una excepción. ¿Qué hicieron los países para desarrollarse? ¿Por qué tenemos que volver a inventar la rueda?

Abrazo Seules,

–Maxi Bongiovanni

Es muy bueno este artículo. Gracias Iván. Lo comparto por todos los lados que puedo.

Abrazo grande,

–Atilio Carignano

Che, Echagüe, ¿por qué no te postulaste y te votábamos a vos?

–Aníbal Figueroa

Estimado Hernán,

Terminado al mediodia de hoy, domingo, el repaso de los portales (y La Nación papel), viendo la gama de comentarios, editoriales, opiniones acerca del “discurso” del presidente, se me ocurre algo ilusorio y utópico, que tampoco puedo plasmar en una nota elegante, ya que carezco de los conocimientos (tengo 70 años y la última vez que pisé un aula para recibir educación sistémica fue en 1966, cuando cursé el 6to grado en la Escuela Nro. 16 de Cascada, pueblo rural del partido de Cnel. Suarez, Buenos Aires).

Como desde hace 40 años pienso que habría que cambiar el modelo económico (me considero políticamente conservador) y, ante los ensayos frustrados (Alsogaray, Cavallo, Macri), ¿qué pasaría si, en este momento, la oposición otorgara a Javier Milei, “por ley”, la posibilidad de aplicar completo su modelo económico, sin traba alguna (ni paros, palos en la rueda, críticas despiadadas, etc.) por dos años exactamente (del 25/05/24 al 25/05/26, por ejemplo), y que al término de esos dos años, el “manos libres” legal terminara automáticamente (la misma ley que lo autorizó expresaría: aquí termina), previa realización de un plebiscito, donde la ciudadanía se expidiera sobre esos dos años: ¿seguimos o volvemos a lo de antes?

Eso evitaría parte del “dolor” de las medidas de Milei, sobre todo la licuadora y la motosierra, exagerada, pues no debería forzarlas ni lidiar, como antes expresé, con paros y demás trabas, que hacen mas denso todo. También quedaría en claro que la oposición no se aferra a los “negocios”, que según muchos no quieren “largar” y por eso se oponen a políticas que llevarían a una Argentina moderna, productiva, con bienestar para millones de personas y abierta al mundo.

Reconozco la ingenuidad del argumento, pero si los que están convencidos de tener una “solución” a los problemas no pueden aplicar integralmente sus ideas, de manera ordenada y no a los palazos, será imposible el cambio que una mayoría desea.

¡¡Saludos!!

–Daniel Stoessel

¡¡¡Es evidente que No La Ves!!!

–Aldo Rizzi

José Echagüe hace un análisis que deja de lado un aspecto muy importante de la situación argentina hoy.

El país perdió la esperanza y necesita alguien en quien creer. Los pueblos sólo cambian cuando se identifica un líder visionario, que elocuentemente narra un futuro deseado. Creo que en este discurso comenzamos a ver los primeros chispazos de un posible nuevo futuro. No hay nadie más escéptico en el mundo que un argentino al que le hablen de política y economía.

Ojalá el cambio llegue, porque no sé adónde iremos a parar.

–Rob Sehringer

Con lo de Morales parece el chiste “ahora es «cornudo y alcahuete»”.

Lo de Albertítere es simplemente patético. Existe un libro que lleva por título Saqueo asegurado y cuenta sus andanzas en sus años mozos, cuando curraba en el mundo de los seguros. El autor se llamaba Roberto Guzmán.

Esos personajes son los que colaboran con la destrucción del país.

–Luis Wolman

El Bulldog la vio, pero los traidores de sus correligionarios (¿quizá ensobrados?) lo traicionaron y hoy deberían ser imputados, juzgados (políticamente) y condenados como traidores al pueblo argentino (¡salud!).

¡La tibieza del radicalismo sumergió a la sociedad (clase media creciente de aquellos años) en la más aberrante decadencia!

Atte,

–Jorge D. González

Me gustó mucho la nota de Pablo Flores. Me gusta su elogio del desfiladero inseguro que es (o debería ser) el pensamiento crítico, la incomodidad de no tener certezas o cuestionarlas periódicamente y hasta avergonzarse por nuestros cambios de ideas. ¿Qué es mejor encontrar? ¿La fácil argumentación para seguir sosteniendo lo que creímos en algún momento o mantenernos en alerta para traicionarnos incluso a nosotros mismos al corregir el rumbo de lo que pensamos alguna vez?

–Julia D’Onofrio

Revelador párrafo final, para cualquier pueblo débil. Terrible imagen me devolvió el espejo.

Sin dudas es Cadena 3 la única real fuente de informacion federal. Sabíamos del desastre de Sueños Compartidos, quiénes eran los Kirchner, de su persecución y corrupción. Quién era Fernández. Pero a Buenos Aires le gusta ser sorda. Si no, vean la admiración por Llaryora.

Estamos en manos de burros. ¿Todavía hay que pasar por Chile para llegar Tierra del Fuego? Ese régimen de promoción industrial es un desastre desde el comienzo. Me acordé de los techos para galpones que expuso Albamonte. ¡Qué desvergüenza!

–María Elisabeth Noria Martínez

La situacion de Punta Arenas no es color de rosa. La industria del salmón es redituable, ¿pero a qué precio? Perdiendo la vida del fondo marino, el canal de Beagle tiene una sensibilidad muy grande por sus caracteristicas, en parte de semibahía. La centolla sería amenazada como toda la demas vida marina del lugar. Esta es la situacion de la salmonicultura en Chile.

Por otra parte, la nota desconoce la historia de Punta Arenas como puerto exportador desde el finales del 1800. La Patagonia rebelde y Menéndez Behety enriquecieron a Punta arenas, siendo dispar el crecimiento respecto de las ciudades argentinas.

Otro punto: no hay que desconocer que Punta Arenas tiene beneficios fiscales, como ser la Zona Franca y otra serie de ayudas a las empresas instaladas.

Ushuaia pide mayor evidencia y demostración de inocuidad para el 5G, pero la condición no es definitiva, puede cambiar acorde a lo solicitado.

Desconozco si leerán lo expuesto, pero no está bueno tergiversar los hechos en pos de un relato.

Abrazo,

–Cristian Zuñiga

Muy interesante la revista en general. ¡Felicitaciones!

Con respecto a la nota sobre Tierra del Fuego vs Magallanes, sería interesante nutrirla de datos duros para darle certidumbre a la comparación. Coeficiente de Gini, alfabetización, mortalidad infantil y expectativa de vida en cada región.

Gracias,

–Juan Cruz Malbran

Esta nota publiada en el diario El Chubut no se refiere a la isla, pero si al sur de Chile.

–Juan Vernieri

Conocí a la mujer de Dorio en el vestuario del club donde ambas haciamos gym y me pareció repugnantemente kirchnerista. Lo siento, a mí ella y su ideología no me gustaron. No sé mucho de él, pero acabo de enterarme por la revista.

Y el otro tema del antisemitismo, grave. Vengo de Israel, pasé allí cinco meses de la guerra que empezó el 7 de octubre. ¡Tristes estuvimos todos!

Sds,

–Dora Bendersky

 

Si te gustó esta nota, hacete socio de Seúl.
Si querés hacer un comentario, mandanos un mail.

 

Compartir:

Seguir leyendo

Ver todas →︎

¿Fue una invasión?

Algunos lectores se enojaron porque dijimos que “invadimos” las Malvinas en 1982.

Por

Cartón lleno

El director del Observatorio de la Deuda Social de la UCA contesta la nota “La fábrica de póbres”, de nuestro editor general Hernán Iglesias Illa.

Por

Salto al vacío o imperativo categórico

Los lectores tienen (o quieren tener) esperanza.

Por