Salir del laberinto

La Argentina se encuentra ante un drama estructural, donde también fracasaron las ideas. Necesitamos una visión alternativa que nos vuelva a transformar en un país optimista.

Por Fabio Quetglas